Categorías
Argentina normal

Dólar futuro: un peritaje derrumba la causa  | Los expertos consideran que no hubo delito alguno



En la causa de dólar futuro, casi todos los abogados de los imputados dicen que “el partido está liquidado“. El diagnóstico surge después del extenso peritaje firmado por los peritos oficiales y los de parte que concluyeron, entre otras cosas, que la operación de dólar futuro se hacía en la Argentina desde hacía diez años; que también se realiza en otros países, que no se dañó el patrimonio del Banco Central, que no se afectaron las reservas, que sí incidió en pérdidas de la entidad monetaria, pero que igualmente registró ganancias todavía mayores en 2015 que en 2016, que no se podía favorecer intencionalmente a ningún comprador y que, el objetivo de un banco central no es tener utilidades sino estabilizar y desarrollar la economía. En esa catarata de definiciones, los peritos no mencionaron ningún delito ni irregularidad lo que, en principio, derrumba el armado del fallecido juez Claudio Bonadio y la denuncia que encabezaron Federico Pinedo y Mario Negri contra ex funcionarios del gobierno de Cristina Kirchner.

El texto de 82 páginas está firmado por tres peritos oficiales, Carlos Campodónico, Alejandro Del Acebo y Stella Maris Castaño, mientras que como peritos de parte firmaron Carlos Sgarbi, Alfredo O’Connell y Alicia Garófalo. Los especialistas no exhiben diferencias, aunque los peritos de parte siempre agregan algún párrafo en cada una de las respuestas a las preguntas de los jueces.

La causa en sí ya arrancó como una maniobra política porque la operatoria de dólar futuro era una estrategia económica decidida por un gobierno democrático, con CFK como presidenta, Axel Kicillof como ministro de Economía y Alejandro Vanoli como titular del Banco Central. Por lo tanto, a priori no parecía judiciable, a menos que se descubriera que benefició a alguno de los que decidieron la medida. En realidad, lo que ocurrió fue lo contrario: en la lista de los que aprovecharon la jugada figuraron todos nombres del macrismo. Dos empresas de Franco, el padre de Mauricio; dos empresas vinculadas a Mario Quintana y Gustavo Lopetegui, integrantes del gabinete; el amigo de la vida de Macri, Nicolás Caputo y el asesor del ex presidente, José Torello. Del palo mediático se conocieron La Nación y Cablevisión.

El peritaje responde 81 preguntas formuladas por los jueces del Tribunal Oral Federal 1 –Adrián Grunberg, Ricardo Basilico, José Antonio Michilini– y esos mismos magistrados son los que ahora tendrán que evaluar las conclusiones, aunque el fiscal Diego Velasco deberá definir si continúa o no con la acusación. Es muy probable que las defensas planteen la inexistencia de delito. Se dice en Comodoro Py que es un juicio incómodo y una causa que nunca debió existir.

Banco Central

Un punto nodal de la pericia fue la pregunta sobre los objetivos de un banco central. Está formulada tres veces y siempre la respuesta es que no se busca obtener ganancias, que no es un banco comercial, sino que busca “la estabilidad monetaria, financiera y el desarrollo económico con equidad, en el marco de las políticas establecidas por el gobierno nacional”. La fórmula figura en la Carta Orgánica y está, de una u otra manera, en los estatutos o leyes de constitución de la mayoría de los bancos centrales del mundo.

Divisas

La pregunta por las divisas figura varias veces de distinta manera y las respuestas son siempre las mismas. El Banco Central tuvo ganancias en 2015 (147 mil millones de pesos) y menos ganancias bajo el macrismo en 2016 (67 mil millones de pesos), pero que lo sustancial es que la operatoria de dólar futuro, al ser en pesos, evitó que se perdieran reservas en moneda extranjera.

Habitualidad

También hay varias preguntas referidas a la habitualidad de la operatoria con dólar futuro, que empezó en 2005, o sea llevaba una década, en la que hubo cuatro años con resultados negativos, pero que igualmente sirvieron para el objetivo: mantener las reservas. En ninguno de los casos, dicen los peritos, se produjeron dificultades en el programa monetario. El Banco Central, además, tiene auditores externos y el control de la Sigen: los peritos consignan que no hubo objeciones ni de uno ni de otro a la implementación de la política de dólar futuro.

Beneficiarios

Los magistrados preguntaron si el BCRA o las autoridades económicas podían maniobrar para digitar a los compradores, o sea si se podía beneficiar a los amigos. La respuesta unánime a la pregunta fue que eso era imposible dado que en los dos mercados donde se concretó la operatoria “no es posible conocer las contrapartes de las operaciones a término ni al momento de concertarlas ni al momento de liquidarlas”. La prueba palpable se conoció después: entre los compradores de dólar futuro no aparece ningún integrante del gobierno de CFK y sí en cambio hay numerosos referentes del macrismo.

Efectos

En la pericia figura una pregunta específica sobre los efectos del dólar–futuro: las respuestas a esa pregunta se tomaron de los organismos técnicos del Central.

* “Permitieron morigerar los efectos cíclicos de la oferta y la demanda de divisas.”

* “Influyeron en las tasas de interés.”

*”Evitaron un efecto negativo en las reservas.”

Dólar blue

Los jueces preguntaron si el valor del dólar ilegal debía influir en la operatoria. Los peritos contestaron que “no fue una variante relevante” y lo mismo contestaron respecto del dólar-bolsa o el llamado contado con liqui. Es más, los peritos respondieron que “no es técnicamente aceptable tomarlos como valores de referencia”. Los peritos dicen que se toma en cuenta un valor de dólar pactado por las partes más una tasa de interés.

Devaluación

Los peritos contestaron a una pregunta sobre los efectos de la devaluación que el macrismo produjo en diciembre de 2015. Señalaron que por esa decisión se perdieron unos 42 mil millones de pesos en la operatoria de dólar–futuro, pero se negaron a hacer consideraciones sobre esa pérdida justamente por lo que habían contestado en las preguntas anteriores: que la operatoria del dólar futuro tenía como objetivo estabilizar los efectos de la demanda de moneda extranjera. Es obvio que los referentes económicos del gobierno de CFK culpan al macrismo de esa devaluación e incluso de no haber tomado medidas para que no tenga efecto sobre el dólar futuro. Pero, sobre todo, lo que produjo aquella devaluación fue mayor inflación y un parate económico, justamente lo que trató de evitar la administración kirchnerista.

Desde el punto de vista del dólar futuro, se recuerda que el entonces titular del BCRA,  Federico Sturzenegger, consultó al juez Bonadio si procedía a saldar la operatoria o todo se consideraba ilegal. El fallecido juez dio el visto bueno para que se pague. Eso era una prueba de que la causa era política, tal cual lo afirmó incluso Elisa Carrió.

En todo el peritaje no aparecen reales diferencias entre los especialistas de la Corte Suprema y los peritos de parte. En general, los de parte más bien agregan texto y en ningún momento se oponen a las conclusiones. No figuran en las 82 páginas menciones a que la operatoria fue contraria a alguna ley o norma de los bancos centrales y al menos en siete respuestas se consigna que se preservaron las reservas del BCRA. “Quedó en claro que no hubo perjuicio alguno”, le dijo a este diario Alejandro Rúa, abogado de uno de los ex directores del Central, Pedro Biscay.

La próxima movida vendrá ahora de los defensores de CFK, Kicillof, Vanoli, Biscay y los demás imputados, aunque habrá que ver la reacción del fiscal. La última palabra la tendrán los magistrados, pero todo girará en torno de la inexistencia de delito o que la operatoria directamente no era judiciable por ser una decisión política. 



Fuente link:

Categorías
Argentina normal

Cristina Kirchner sobre los mensajes anticuarentena: “Axel tiene razón, se nota mucho” | La vicepresidenta apoyó al gobernador bonaerense en Twitter 



La vicepresidenta Cristina Kirchner comentó un fragmento particular del discurso del gobernador bonaerense Axel Kicillof, en el marco del anuncio de la nueva extensión de la cuarentena hasta el 16 de agosto del presidente Alberto Fernández.
 “Axel tiene razón: se nota mucho”, escribió en su cuenta de Twitter al compartir un video que rescata los dichos de Kicillof sobre los medios que cuestionan las medidas tomadas hasta el momento para frenar la propagación del coronavirus en el país. 

“Hay quienes venden que la pandemia ya pasó. De la misma manera que ayer nos enteramos de que la economía norteamericana sufrió una caída en su PBI del 33 por ciento”, arrancó diciendo el gobernador, quien luego destacó que se trata de “la caída más grande en los últimos 70 años”.

Kicillof continuó trazando un paralelismo entre cómo algunos diarios locales comunican ese acontecimiento y cómo hablan, en cambio, de las medidas que se toman en el país. “Es gracioso a veces, y podríamos decir trágico, ver cómo titulan algunos medios de comunicación. Cuando la economía cae en un país extranjero es culpa de la pandemia, cuando hay problemas económicos en la Argentina es culpa de la cuarentena. Se nota mucho”, había dicho el gobernador, al anunciar la continuidad de la “cuarentena intermitente en la provincia”. 



Fuente link:

Categorías
Argentina normal

Axel Kicillof y la cuarentena en el Gran Buenos Aires: “Seguimos igual que como veníamos” | El gobernador advirtió que es un momento difícil



“En el Gran Buenos Aires seguimos igual que como veníamos”, planteó el gobernador bonaerense, Axel Kicillof, al hablar en la Quinta de Olivos, donde el presidente Alberto Fernández anunció la extensión del aislamiento social
 hasta al 16 de agosto. Kicillof dijo que la provincia de Buenos Aires continuará “con el mismo grado de apertura cuidada” decidida con anterioridad. Se mantendrán todas las actividades esenciales, los comercios de proximidad con sus respectivos protocolos y las industrias habilitadas con transporte propio para sus trabajadores, mientras se mantendrán las restricciones para el transporte público, exclusivo para los trabajadores esenciales. En tanto, los otros 100 municipios del interior de la provincia seguirán con el distanciamiento social, en un esquema de cinco fases, donde la mayoría mantiene “una situación con muy baja circulación” del coronavirus y “con mucha apertura” de su actividad económica.

Al anunciar cómo continúa la cuarentena en el AMBA para afrontar la emergencia sanitaria, junto al presidente Alberto Fernández y el jefe de gobierno porteño, Horacio Rodríguez Larreta, Kicillof agradeció “el esfuerzo y la solidaridad” de los bonaerenses “en un momento de dificultades y de muchísima incertidumbre”.

Pero también se refirió a que “las noticias que llegan del mundo son desalentadoras” respecto de la pandemia. Recordó que hasta ahora hay “17 millones de infectados y estamos cerca de los 700 mil muertos en todo el planeta”, describió los rebrotes en países y ciudades en los que se consideraba que habían superado la pandemia, y las consecuencias económicas a escala mundial.  

“Hay quienes ‘venden’ que la pandemia ya pasó”, dijo Kiciloff en ese tramo de su discurso y remarcó que “de la misma manera que ayer nos enteramos que la economía norteamericana sufrió una caída de su PBI del 33 por ciento, es la caída más grande en los últimos 70 años”. Continuó: “Y es gracioso a veces, o podíamos decir trágico, ver cómo titulan algunos medios de comunicación. Cuando la economía cae en un país extranjero, es culpa de la pandemia. Cuando hay problemas económicos en Argentina, es culpa de la cuarentena. Se nota mucho. Lamentablemente no se pueden aceptar esas mentiras y esas manipulaciones. Lo que está dañando la salud y la economía internacional es pura y simplemente un virus, antes desconocido, que no tiene cura ni tiene vacuna”, dijo. Esa parte de su discurso luego fue destacada por la vicepresidenta Cristina Kirchner
.

“Quiero mostrar de nuevo cuánto sirvió lo que hicimos. Tenemos que valorar las vidas que se salvaron al día de hoy”, continuó el gobernador. Tras repasar en cifras cómo el virus desbordó los sistemas sanitarios de los países más desarrollados del mundo, volvió a valorar la temprana decisión de imponer el aislamiento social para reforzar el precario sistema de salud bonaerense heredado.

En diciembre del año pasado teníamos 883 camas de terapia intensiva de adultos en el sistema público de la provincia, hoy tenemos 1979 camas, más que duplicamos. Hoy hay 1130 internados. Ya estaríamos desbordados y lo evitamos por el esfuerzo que hicimos”, describió Kicillof con crudeza.

“Abrir camas, más de mil respiradores, ya distribuimos más de 10 millones de barbijos quirúrgicos. Todo esto era imposible si no contábamos con tiempo”, agregó para luego describir el aporte de los que lo hicieron posible: “Fue también por el trabajo que hicimos con los 135 intendentes, porque el oficialismo y la oposición pudimos trabajar unidos y fue principalmente por lo que hicieron los 17 millones de bonaerenses, el enorme sacrificio y la enorme conciencia”.

En la misma línea, agradeció al Presidente la creación del espacio conjunto para coordinar la lucha contra la pandemia y defendió el trabajo en el AMBA con el gobierno porteño. “Le agradezco a Horacio que a pesar de las diferencias que nos separan en lo partidario hemos podido avanzar con políticas y nos hemos podido dedicar a cuidar a la gente y su salud. No traten de politizar la pandemia porque estamos mostrando que ese es el camino equivocado. Estamos trabajando para que de uno y otro lado de la General Paz no se generen problemas gravísimos”, ponderó el gobernador.

Kiciloff también quiso dejar plasmado en números que la expansión de la pandemia en la Ciudad es mayor que el GBA, y que el aumento de casos en la provincia también afecta a todos lo que integran el Area Metropolitana. “El AMBA es una sola región sanitaria, por eso no hay forma de que nos dividan o nos hagan pelear, el virus cruza la General Paz cuando quiere. Donde hay mayor densidad poblacional la enfermedad crece. Por eso tenemos un tercer cordón del conurbano que tiene 1 positivo cada 200 personas, un segundo cordón con un contagiado registrado cada 130, un primer cordón con 1 cada 100 y una CABA con 1 cada 50. Si hoy tuviéramos la misma densidad de contagios que la CABA, tendríamos en el conurbano 250 mil contagios y eso tiende a igualarse y es lo que estamos tratando de evitar a toda costa”, advirtió.

“Estamos delante de la pandemia más grande y la crisis económica más grande de la historia reciente. La esperanza está en la vacuna, en los remedios, y se ha trabajado contrarreloj”, dijo y destacó el apoyo del Gobierno a la comunidad científica para buscar herramientas para enfrentar al coronavirus.

“Si los números no bajan, va a haber que ir a una cuarentena mucho más dura. Las camas se van llenando y no podemos permitir que nadie se quede sin la atención que merece como un derecho”, insistió Kiciloff. “Hoy no podemos elegir si tener o no la pandemia, lo que sí podemos elegir es si la dejamos hacer o si, como sociedad y Estado, vamos a hacer algo contra la pandemia, y así venimos haciendo en el país y en la provincia. Falta menos –concluyó el gobernador–. No bajemos los brazos ahora. Sigamos cuidándonos.”



Fuente link:

Categorías
Argentina normal

La cuarentena en el AMBA sigue igual por otras dos semanas | Alberto Fernández hace el anuncio junto a Kicillof y Rodríguez Larreta, sin más aperturas ni marchas atrás



El presidente Alberto Fernández, el gobernador bonaerense Axel Kicillof y el jefe de gobierno porteño Horacio Rodríguez Larreta resolvieron mantener la actual fase de la cuarentena en el AMBA por otras dos semanas, sin más aperturas pero tampoco con una vuelta a las restricciones. Al mediodía anunciarán la medida en Olivos con nuevas exhortaciones a la necesidad de cuidado individual y de responsabilidad social para evitar el aumento de los contagios, que ayer registraron otro récord con 6.377 casos y 153 muertes. Los infectólogos le aseguraron al Presidente que ahora los contagios se producen principalmente en reuniones sociales, así que las campañas oficiales estarán direccionadas a concientizar de los riesgos que tienen este tipo de encuentros que, por otro lado, están prohibidos.

El debate había quedado más o menos saldado en la reunión que Kicillof y Rodríguez Larreta mantuvieron junto a sus ministros el miércoles en La Plata. La gestión bonaerense venía advirtiendo sobre la conveniencia de volver a las restricciones dado que si la curva de contagios sigue creciendo al mismo ritmo, a mitad de agosto se llegaría a la saturación de camas en la Provincia. Los funcionarios porteños, en lo que ha sido una constante desde las primeras semanas de la cuarentena, buscan mostrarse en público a favor de una mayor apertura, algo que saben que resulta más simpático a su electorado. En ese rumbo, sostenían que seguirían adelantante con su cronograma de apertura de actividades, que prevé en los próximos días habilitación de más negocios, profesiones independientes y actividades deportivas. De la reunión en La Plata salió un empate: ni se volverá para atrás, ni se avanzará con habilitaciones.

El Presidente recibió al gobernador y al jefe de gobierno por la tarde, luego de haber escuchado las recomendaciones de los epidemiólogos. “Veo con mucha preocupación la situación”, había expresado Fernández temprano en una entrevista a Radio con Vos. “Me parece que tenemos que ponernos más firmes, porque no está funcionando esto”, sostuvo. El Presidente ve mal que el número de contagios y fallecimientos no baje, muestra de que el temido pico de la pandemia todavía no llegó. “Tenemos que ver que estamos teniendo un problema. Lo que no podemos hacer es dejar que ese problema crezca y nos quedemos haciendo lo mismo”, agregó, con lo que pareció mostrarse más cerca de la postura de la Provincia sobre la necesidad de restringir.

Pero los infectólogos -Pedro y Florencia Cahn, Andrea Gentile, Javier Farina, Eduardo López y Gustavo Lopardo- a los que recibió junto a Ginés González García y Carla Vizzotti le comentaron que lo que más están viendo en las guardias de los hospitales son casos de personas que admiten que estuvieron en los últimos días en alguna reunión familiar o con amigos, marcándolo como muy probable fuente de contagio. Que tanto en las fábricas como en los comercios se cumple con los protocolos sanitarios, por lo que no tenía mayor sentido volver al cierre de comercios. La preocupación ahora debe estar puesta en que se eviten los encuentros sociales.

Fernández, Kicillof y Rodríguez Larreta repasaron los últimos números y convinieron la decisión de seguir igual por otras dos semanas, hasta el 16 de agosto. Nuevamente aparecerán juntos al mediodía para hacer el anuncio desde Olivos, no estaba resuelto si sería grabado o en vivo, como la última vez. Habrá una advertencia sobre los controles a la circulación de quienes no tengan permiso, pero básicamente insistirán en la necesidad de tener cuidado y de ser responsables para evitar la propagación del virus. Como sucedió en otros países, en Gobierno notan que la relajación se ve principalmente entre los jóvenes, dado que está difundido que a esa edad el virus resulta menos nocivo. Pero se buscará generar una conciencia sobre la posibilidad de que contagien a familiares mayores para quienes sí puede resultar grave. 

Kicillof se mantiene en la idea de la cuarentena “intermitente”, como explicó en el encuentro virtual que mantuvo temprano con intendentes, donde reafirmaron la necesidad de mantener las medidas en coordinación dentro del AMBA. Lo de “intermitente” significa que se continuará con el seguimiento de los datos día a día y, en caso de considerarlo necesario, se volverá atrás con las flexibilizaciones de inmediato, sin necesidad de esperar hasta el 16 de agosto. “La evolución de la enfermedad está claramente determinada por conductas sociales. Desde el punto de vista epidemiológico vemos un crecimiento de casos que está vinculado a la movilidad”, explicó.



Fuente link:

Categorías
Argentina normal

Axel Kicillof y Horacio Rodríguez Larreta acordaron “seguir monitoreando” para definir cómo sigue la cuarentena | Reunión en La Plata



El gobernador bonaerense, Axel Kicillof, y el jefe de Gobierno porteño, Horacio Rodríguez Larreta, se reunieron para evaluar la continuidad del aislamiento social que rige por la pandemia de coronavirus y que es más estricto en el Área metropolitana (AMBA). Según trascendió, acordaron “seguir monitoreando hoy y mañana” la evolución de los casos para tomar junto al presidente Alberto Fernández la decisión sobre la nueva fase.

“Se compartieron situaciones sanitarias de ambos distritos y quedaron en seguir monitorizando hoy y mañana”, indicaron a desde el gobierno porteño a la agencia Télam. Rodríguez Larreta ratificó la continuidad del esquema de reapertura de actividades, que contempla que el lunes 3 de agosto vuelvan a funcionar comercios situados en avenidas de alto tránsito.

“Todos los que tenemos responsabilidad de gobierno, más allá de las diferencias, estamos muy preocupados por la situación que estamos atravesando, y vamos a tomar las medidas que sean necesarias”, expresó anoche Kicillof durante una reunión con el comité de expertos de la provincia y agregó que la prioridad de su gobierno “es seguir evitando la saturación del sistema de salud”. Como informó este martes PáginaI12, más allá de las diferencias públicas, en el Gobierno creen que lo ideal, si no se disparan los contagios entre hoy y mañana, días clave, sería mantener el statu quo en el AMBA
: no habilitar nada más, pero tampoco retroceder de fase.

“Más allá del encuentro de hoy, va a ser muy importante la reunión que el gobernador de la provincia de Buenos Aires mantendrá con los intendentes y si no hubiera una disparada de casos, el escenario posible es mantener las cosas como están” dijo la ministra de Gobierno Teresa García en el programa #Caimialaseis que se emite por am 750. 

Aunque también aclaró que cualquier decisión está supeditada al número de contagios y muertes de este miércoles y el jueves. La funcionaria también admitió que la provincia tiene más casos, pero que la Ciudad tiene un mayor índice de letalidad y que en Buenos Aires hay una flexibilización de hecho, por lo que el cuidado personal en esta etapa es sumamente importante. Hay que terminar con las reuniones sociales, con el picadito de fútbol, con la foto con jugadores”, dijo.

García admitió que “la gente está harta, obviamente”, pero admitió que justamente por eso hay que explicar más que nunca los riesgos de contagio.



Fuente link:

Categorías
Argentina normal

Coronavirus: la AFA se suma a la campaña de donación de plasma | Chaco, Ciudad y Provincia de Buenos Aires participan de la iniciativa



La Asociación del Fútbol Argentino (AFA) firmó hoy un convenio para fomentar la donación de plasma entre los socios de clubes que se hayan recuperado de coronavirus. 

El acuerdo fue rubricado por el presidente de la AFA, Claudio Tapia; el gobernador bonaerense Axel Kicillof; el vicejefe de Gobierno Porteño, Diego Santilli, y el gobernador de Chaco, Jorge Capitanich.

La campaña “Doná Plasma” busca que los socios y socias de clubes del fútbol argentino que se hayan recuperado de la enfermedad concurran a los hospitales cercanos autorizados a recibir la donación. Como estímulo, la AFA entregará indumentaria deportiva a los clubes que se adhieran a la iniciativa. La campaña alcanza al AMBA y a la provincia de Chaco.

“Es un reconocimiento que además le da visibilidad a la donación de plasma. Permite integrar una causa tan importante a nuestra cultura y nuestra historia”, señaló Kicillof, quien agregó que “si conseguimos que todo aquel que necesita plasma lo tenga, tenemos una posibilidad de dar una respuesta específica para los pacientes en estado más grave”.

El mandatario provincial estimó que “es muy importante concientizar a la gente, que entendamos que estamos formando parte de un gran equipo que somos todos los argentinos y argentinas, para enfrentar solidariamente esta pandemia”.



Fuente link:

Categorías
Argentina normal

Cruce de Frederic con Berni: “¿Pensás que porque soy mujer me podés intimidar?” | Después de un pico de tensión, hubo acuerdo en la reunión de coordinación de Seguridad



La reunión para coordinar esfuerzos en materia de seguridad entre la Nación y la Provincia de Buenos Aires tuvo un estallido entre la ministra Sabina Frederic y su par bonaerense, Sergio Berni, algo que ya se transformó en una rutina, pero terminó en un acuerdo para reforzar los operativos

La tensión –que viene de lejos
– fue subiendo en la medida en que Berni reclamó una cantidad de efectivos y cobertura de objetivos que Nación sostiene que es imposible de realizar. Pero fue el tono hostil y casi descontrolado lo que provocó la incomodidad general, al punto que Frederic le preguntó “¿pensás que porque soy mujer me podés intimidar?” Al final, medió el gobernador Axel Kicillof, todos se calmaron, y se concretó un plan conjunto: el delito bajó mucho en toda la primera etapa de la cuarentena, de marzo a junio, pero la flexibilización produjo un rebrote –inferior a julio de 2019– y se acordaron los operativos para prevenir un crecimiento mayor.

El encuentro de este miércoles se realizó en el edificio conocido como Puente 12, cerca del aeropuerto de Ezeiza, y Kicillof estuvo presente justamente porque sabe de la ríspida relación entre Frederic y Berni, de manera que ofició como una especie de garante. En realidad, los dos equipos, el de Nación y el de Provincia de Buenos Aires, funcionan en buen acuerdo, pero -según coinciden todos- Berni es imperativo, pierde los estribos con facilidad y, en lugar de trabajar en equipo, hace críticas públicas en forma casi permanente. 

En algún momento de la reunión el bonaerense se sacó el barbijo, levantó el tono y Frederic se le plantó con la frase sobre la intimidación. Todos los presentes pusieron paños fríos y se acordó un plan de efectivos de las fuerzas federales y objetivos que cubrirán esas fuerzas en el próximo mes. Hubo un comunicado oficial bajándole el tono y el propio Berni dijo públicamente que no pasó nada, que fue una reunión aburrida. Un dato de importancia es que hay una cantidad muy alta de agentes y oficiales de las fuerzas de seguridad, nacionales y bonaerenses, contagiados de covid-19, lo que hace difícil disponer de efectivos para todos los puntos calientes. Esa es una de las razones del tironeo.

El día anterior, el martes, hubo otra reunión sobre el tema, esta vez con intendentes del Gran Buenos Aires, en especial de la zona sur, la más afectada por temas de seguridad. En ese encuentro Berni también había levantado el tono y hubo un choque con Mario Secco y Martín Insaurralde, quienes insistían en que la Bonaerense tiene casi 100.000 efectivos y no cubre el territorio que ellos consideran que debe cubrir. También en ese momento hubo una rápida intervención de Kicillof para tranquilizar a las partes y se analizó la incorporación de efectivos y patrullas. 

Los intendentes coinciden en el diagnóstico: el delito bajó de forma notoria con la cuarentena, pero es necesario patrullar, ocupar puntos clave y hacer prevención porque con las medidas flexibilizadoras habrá mucha más gente en las calles y se prevén aumentos del delito, especialmente en los robos, entraderas y lo que se conoce como motochorros.

La realidad es que las fuerzas de seguridad tiene que afrontar los operativos por el coronavirus, no sólo en los ingresos a la Ciudad de Buenos Aires, sino en el control de los que transitan en los municipios del conurbano. A esto se agregan las cuestiones relacionadas con los delitos. En la gestión bonaerense cae bien la intensidad de Berni, aunque no avalan todo lo que hace y saben que también juega su propio juego político. En estos días irrumpió en el caso del jubilado de Quilmes que mató a un ladrón y adujo que se trató de defensa propia
. Horas después apareció un video que muestra que el delincuente estaba en el piso y Jorge Ríos le disparó dos o tres veces, en una especie de ejecución. Según declaró el testigo que presenció los hechos, “el hombre en el piso levantaba la mano pidiendo ayuda y Ríos le disparaba”. El fiscal calificó el hecho como homicidio simple, agravado.      



Fuente link:

Categorías
Argentina normal

Coronavirus: subsidio de 500 pesos diarios a los internados en centros extrahospitalarios bonaerenses | Lo anunció esta tarde el gobernador Axel Kicillof



El gobernador bonaerense, Axel Kicillof, anunció este miércoles que otorgará un subisidio de 500 pesos por día a los infectados leves de coronavirus que se aíslen en los centros extrahospitalarios montados en la provincia de Buenos Aires como medida para evitar los contagios. “Hoy firmé un decreto que crea el programa para acompañar a las personas contagiadas que tienen que aislarse en algún lugar que no sea en su casa a los que se les dará un subsidio por desarraigo y solidaridad”, resaltó.

Se trata del “Programa Acompañar” que fue presentado por el gobernador en el Centro de Aislamiento para pacientes leves montado en el Parque Tecnópolis. Acompañado por los ministros de Salud de la Nación, Ginés González García, y de la provincia, Daniel Gollan, el gobernador explicó que el aislamiento de los infectados de coronavirus “es una medida sanitaria fundamental y el gobierno no va a escatimar recursos para que se contagie la menor cantidad de gente posible”.

“Si alguien contrae el coronavirus, contagia, y es fundamental y crucial que aquel que es positivo se aísle”, graficó. Kicillof consignó que “algunos pueden hacerlo en sus hogares pero hay otros que se les vuelve imposible y es ahí donde aparece de nuevo el Estado nacional, provincial y municipal que construyeron albergues para eso”.

El gobernador agradeció al Gobierno nacional por la colaboración para montar ese centro extrahospitalario en el complejo Tecnópolis con capacidad para 2.000 pacientes y precisó que la provincia de Buenos Aires cuenta con unas 13 mil camas de esas características en los diferentes municipios.

Al fundamentar el subsidio, puntualizó que “hay gente que necesitaría irse de su casa pero por un motivo u otro no lo hace, ya sea por cuestiones familiares o de desarraigo”.

“En reconocimiento a eso que pierden o sacrifican el Estado les va a otorgar 500 pesos por día de permanencia en estos centros”, dijo y estimó que la estadía por persona ronda las diez jornadas.

Kicillof justificó que los pacientes con síntomas leves concurran a esos centros de asistencia “porque hoy tenemos buena parte de esas camas sin ocupar pero tenemos más contagios que antes”. “Con el sólo hecho que la persona contagiada se aísle diez días y no tome contacto con otras personas cortamos la rama del contagio”, sintetizó.

El gobernador destacó que el centro montado en Tecnópolis “no sólo cuenta con personal sanitario y médico sino también para atender las cuestiones sociales y psicológicas”.

“Tecnópolis se convierte en un monumento, porque dentro de la historia se inscribe el orgullo de haberse podido reconvertir y ser útil hoy en este contexto de pandemia”, resaltó.

González García destacó el trabajo mancomunado entre el Gobierno nacional y las provincias y aseguró que “estamos dando un ejemplo mundial de trabajo coordinado”.

Dijo además que lo “alegra ver que los pacientes que estuvieron en el centro de Tecnópolis no sólo se vayan felices porque se curaron, sino también porque cuentan que la pasaron bien”.

En tanto, Gollan dijo que está “muy conforme” con el funcionamiento del centro ubicado en Tecnópolis “porque vemos un profesionalismo impresionante en todo y no hay detalle que se haya escapado”.

“Lo más importante es que ya empezaron a ingresar personas en aislamiento y las que se fueron lo hicieron felices y quiere donar plasma”, expresó.

El mes pasado Kicillof había anunciado también que la provincia otorgará una asistencia financiera a los municipios para que hagan frente a los gastos que demande la atención sanitaria de pacientes con coronavirus que no requieran internación y deban ser asistidos en centros de aislamiento extrahospitalarios.

Durante una teleconferencia que mantuvo con intendentes bonaerenses, Kicillof anunció que se transferirán dos mil pesos diarios por cada plaza efectivamente utilizada, en concepto de aportes no reintegrables, a través del Ministerio de Salud provincial.

Para ello, el programa de asistencia estableció un “Registro Único de Establecimientos de Aislamiento Extrahospitalario” con el fin de mantener actualizada la cantidad de camas disponibles, informó la gobernación provincial.

Los centros de atención extrahospitalaria para pacientes leves de Covid-19 fueron montados por los municipios, principalmente los de la zona del conurbano, durante los primeros días de la pandemia como medida de prevención y para no saturar las camas de hospitales con aquellas personas que no requieran de internación.

En La Plata, el municipio, con la colaboración de entidades intermedias, montó cuatro centros con una capacidad de alrededor de 350 camas que funcionan en la República de los Niños, el Polideportivo de Los Hornos y los clubes Gimnasia y Estudiantes.



Fuente link:

Categorías
Argentina El país

La nueva etapa de la cuarentena y el poder político en el AMBA | Virus flexible



Todos hablan de flexibilización, pero piensan en el final. La distribución del poder político en la zona del AMBA entre las dos principales fuerzas hará que, cualquiera sea el resultado impactará en las dos por igual. Todos hablan de flexibilización, pero en realidad se produce con un nivel alto de contagios, más presionada por el cansancio que produjo una cuarentena tan larga que por el estado de la famosa curva. Nadie puede asegurar el resultado final y es inevitable la angustia que produce esa incertidumbre que dependerá casi totalmente de la responsabilidad ciudadana, del respeto estricto a los protocolos y del resguardo más riguroso de la población de riesgo.

La visión del contagio se parece a una onda en el agua. Tiene centro donde hay mayor densidad de población, que es la CABA y ondas expansivas hacia los núcleos que la rodean en el Conurbano, que van disminuyendo a medida que se alejan, hasta reducirse mucho en las zonas de poblaciones más rurales.

Aunque la calificación de “amigo” a Horacio Rodríguez Larreta por parte de Alberto Fernández, en el acto del 9 de Julio, irritó a sectores del kirchnerismo porteño, el presidente, el jefe de gobierno de la ciudad y el gobernador bonaerense, Axel Kicillof, están condenados por la epidemia a llevarse bien. La zona AMBA es bipolar y además es el área crítica de la pandemia. Si mantiene esa lógica de polos opuestos, donde además juegan dos posibles competidores en el futuro de mediano o largo plazo, la zona puede estallar y con ella todo el país.

Kicillof y Larreta se mantienen bajo el paraguas del gobierno nacional que diseñaron los epidemiólogos, pero resulta imposible no detectar las diferencias no tan sutiles entre la disposición de los gobiernos de CABA y la provincia frente a la epidemia.

Visiblemente aliviado por poder flexibilizar la cuarentena, Rodríguez Larreta se mostró más interesado en informar la reapertura de las iglesias y comercios así como los permisos a los runners. Y no anunció ninguna nueva medida sanitaria. No se refirió a los hospitales ni a los reclamos de los trabajadores de salud porteños por equipamiento.

Kicillof, en cambio, se mostró angustiado, fue detallista en su descripción sobre la letalidad de la epidemia, los riesgos de cada decisión y anunció la llegada de un cargamento desde China que permitirá completar el equipamiento sanitario de protección para el personal de salud. Incluyó también a los efectivos de seguridad que están obligados a permanecer en las calles. En general, el gobernador bonaerense fue más meticuloso con este tipo de medidas que con las aperturas a la cuarentena.

Los portales de algunos medios dieron cuenta de esa diferencia- competencia y declararon ganador (por ahora) a Rodríguez Larreta: “La ciudad flexibiliza más que el Conurbano” es el títular-síntesis. Además de las diferencias conceptuales entre los dos funcionarios, es cierto que la presión de los porteños sobre Rodríguez Larreta es más fuerte que en otros distritos. Además, su base electoral incluye al grupo recalcitrante de anticuarentenas esotéricos que se han movilizado a pesar de los contagios de muchos de ellos.

Las diferencias conceptuales, atenuadas por la estrategia diseñada desde el gobierno nacional, están marcadas por el debate que se produjo al principio de la epidemia. Larreta es más sensible a las presiones de los grupos económicos. Sin embargo la cuarentena en la CABA no se hubiera podido sostener sin el respaldo del gobierno nacional que prácticamente soportó con subsidios todo el peso de la crisis, con escaso aporte del gobierno de CABA.

Como la de una piedra en el agua, en el dibujo que hizo Kicillof de la onda expansiva de la epidemia se entiende su preocupación por el tipo de apertura que se realice en la ciudad. El dibujo expresa que cualquier medida de contención sanitaria que tome en el Conurbano no tendrá efecto si la apertura se descontrola en la CABA.

La puntualización que hicieron tanto Alberto Fernández como Kicillof de lo que se logró hasta ahora gracias a la cuarentena fue como si dijeran: hasta ahora vamos ganando estos puntos. A partir de ahora eso puede cambiar y hacer retroceder todo lo que se avanzó. Es una advertencia que dejó abierta la posibilidad de una vuelta a la cuarentena estricta como ha sucedido en otros países que incluso creyeron que habían superado a la epidemia.

Larreta se mostró más aliviado y menos temeroso al rebrote. Lo real es que la cuarentena estricta solamente se respetó las primeras semanas y después se fue relajando en forma espontánea. Pero si se abre la circulación en forma anárquica, la epidemia puede dar un salto cuantitativo en poco tiempo por su facilidad y rapidez de contagio. Argentina se metería de cabeza en una de las peores tragedias de su historia.

La coexistencia pacífica que impuso la pandemia provocó molestias en Juntos para el Cambio y también en el Frente de Todos. En sintonía con Patricia Bullrich y Mauricio Macri, el dirigente radical PRO, Alfredo Cornejo acusó a Larreta de estar “en la nube cultural del relato del gobierno”.

En las redes circuló un video que lo muestra a Larreta como orador en un acto con dirigentes de Juntos por el Cambio, donde critica al gobierno nacional y apunta contra Kicillof. El gobernador bonaerense destacó en la presentación de este viernes la necesidad de “Unidad frente a la pandemia”, pero también busca la forma de dejar en claro que parten de concepciones diferentes. No oculta la preocupación de que el apuro del gobierno de CABA por flexibilizar la cuarentena tire a la basura el esfuerzo de estos meses y produzca un salto en los contagios en la ciudad que se transmita rápidamente al Conurbano.

Las corporaciones de medios y aquellos periodistas relacionados con los grupos económicos de presión relacionaron al gobierno nacional y a Kicillof con la cuarentena. Una imagen que presentaba el aislamiento preventivo ante la epidemia como una acción autoritaria. En esa fotografía se presentaba a Larreta como el que insistía en abrirlo. Era una forma de presionarlo, lo cual explica también esa imagen de alivio que transmitió ayer.

Algunos analistas especulaban asimismo que Alberto Fernández estaba más cerca de Larreta que de Kicillof en este tema, influido por la necesidad de frenar la caída de la economía. De los tres, fue el que más insistió en los peligros de la apertura. Aunque las cifras que presentó buscaban dar la idea de una mejora a partir de la última vuelta a la cuarentena sin permitidos, remarcó las edades promedio de infectados y muertos. Aunque se mueren más los adultos mayores, se contagian más y sufren los síntomas las personas de entre 30 y 50 años. Y los niños más chicos también corren peligro. Fue un discurso de “flexibilicemos, pero con mucho cuidado”.

Además de la parálisis que sufrió la economía, hubo otros temas que quedaron en el freezer pero que generan corrientes subterráneas como el caso Vicentin o el aporte extraordinario de las grandes fortunas. Anunciarlas sin concretarlas es la peor de las estrategias porque todo el mundo queda disconforme, tanto los que se ilusionan como los que serán afectados que, en estos casos, son pocos pero poderosos.

Los cursos parlamentario y judicial se ralentizan con la pandemia a lo que se suma el rechazo de la oposición y las influencias judiciales non sanctas. Los anticuarentena corren con la ventaja de que les hicieron descreer de la epidemia y se movilizan. Los que están a favor de la cuarentena, en cambio, no pueden movilizarse porque son conscientes del riesgo. El escenario de cuarentena ha favorecido en ese sentido a los que no están de acuerdo con ella, porque no la respetaron. Y en ese escenario, el gobierno estuvo obligado a maniobrar con un respaldo invisible.



Fuente link:

Categorías
Argentina El país

Los detalles de la “nueva cuarentena intermitente” en la Provincia  | Cronograma de apertura de actividades distrito por distrito



El ministro de Salud bonaerense, Daniel Gollan, explicó que la provincia pudo frenar el crecimiento de los casos en el distrito y aprovecharon el tiempo para sumar más insumos sanitarios. “En este momento tenemos en stock lo suficiente para proteger a los trabajadores de salud de acá hasta noviembre”, dijo el titular de la cartera sanitaria, en la presentación de la nueva fase de la cuarentena en el conurbano.

En este modo, explicó que “está bajando el porcentaje de gente que se enferma y necesita una cama de terapia intensiva. Esto nos permite recalcular los tiempos para el colapso del sistema”. Así, Gollan remarcó la importancia de que la ritmo de crecimiento se mantenga estable. “Aplanar la curva implica distribuir los casos para que no colapse el sistema”, subrayó.

Por otro lado, el ministro bonaerense remarcó los días de cuarentena estricta funcionaron para seguir mejorando el sistema de salud bonaerense. “Recuperamos ambulancias que estaban hace dos años paradas”, precisó. Además, explicó: “Hemos llegado a aumentar la cantidad de camas de terapia intensiva del AMBA de 833 a 2201”.

“Para nada es un fin de la cuarentena. Estamos en el peor momento de la pandemia, tenemos que ser muy cautos y precavidos”, dijo el jefe de Gabinete, Carlos Bianco, y retomó la definición de “cuarentena intermitente”. “Es una etapa de prueba para ver qué suceda con el ritmo de contagio, la duplicación de casos y la ocupación de camas de terapia intensiva”, insistió Bianco y advirtió “en cualquier momento podemos dar una marcha atrás”.

Con esa advertencia, que marca el tono de preocupación del gobierno provincial, Bianco informó que los 35 municipios del AMBA volverán a fase 3 a partir de este lunes de “manera escalonada”, manteniendo la restricción para trabajadores esenciales en el transporte público, al igual que lo ordenó el gobierno de la Ciudad de Buenos Aires. Mientras que toda la provincia continuará trabajando con el sistema de cinco fases.

De esta manera, en el AMBA, a partir del lunes abrirán las empresas que fueron cerradas hace tres semanas cuando el avance de la pandemia llevó a la imposición de una cuarentena más estricta. Cada empresa abrirá con protocolos sanitarios y con transporte propio para el traslado de sus trabajadores.

A partir del miércoles 22 será el turno de los comercios barriales, incluyendo, los locales textiles, con la particularidad de que deberán atender sin dejar ingresar a los clientes al local. En tanto, el lunes 27 se retomarán varios actividades privadas, entre ellas, la novedad de las peluquerías y lugares de estética.

En el interior de la provincia de Buenos Aires, donde hay fase 4, incorporarán: servicios de comida y bebidas para consumo en locales, servicio doméstico, obra privada de construcción, comercios de cercanía textiles y de juguetes con ingreso a local y salidas de esparcimiento.

Hasta hoy, en la provincia, exceptuando los 35 municipios del AMBA, 9 distritos se encontraban en fase 3, 27 en fase 4 y 64 en fase 5. Bianco anunció que se modificará la metodología para habilitar el pase de cada fase y precisó que los distritos en fase 5 serán aquellos que, en dos semanas, hayan tenido menos de 10 casos cada 100 mil habitantes, con una revisión cada 15 días entre una fase y otra.

Además, el jefe de gabinete precisó que se acelerará el mecanismo para habilitar nuevas actividades en cada distrito. Hasta el momento, el pedido elevado por los intendentes debía conseguir la aprobación provincial y luego nacional, pero a partir de esta fase la habilitación de las actividades se realizará “en bloque” y cada jefe comunal decidirá si la abre en su municipio y mantiene la restricción.

El jefe de gabinete bonaerense estuvo acompañado por el ministro de Salud, Daniel Gollan, quien dio detalles del estado del sistema de salud provincial y recordó que el objetivo principal continúa siendo “pasar todo esta pandemia sin que el sistema colapse”.

Logros, cuidados y convocatoria a donar plasma

La conferencia comenzó con un repaso del ministro Gollan sobre las medidas tomadas en los meses de pandemia, en las que resaltó que, en caso de no tomarse la medida restrictiva del 1 de julio, el aumento de casos hubiese sido mucho más alto y lo que ocurrió fue un “aumento achatado”, que podría haber disparado hasta más de dos mil casos más por día y hubiese quebrado el punto de saturación del sistema.

En ese sentido, el ministro destacó que el indicador principal que utilizamos para definir las reaperturas es el “cómo crece día a día los casos de ocupación de camas”. “Cuando lleguemos a una saturación de camas que ponga en peligro la cantidad de camas, si es que ocurre, habrá que tomar medidas más fuertes. Todo el tiempo lo dijimos, aplanar la curva, distribuir en el tiempo la cantidad de casos y esperar que llegue la vacuna”.

Para evitar esa temida saturación del sistema de salud, Gollan volvió a insistir en la donación de plasma a las personas recuperadas de Covid-19 e inició un plan pionero de tratamiento con plasma. El ministro señaló que, hasta el momento, los tratamiento permitieron que el 11% de las personas que recibieron el tratamiento se recuperarán, mientras que el 43% de las personas que no recibieron plasma fallecieron.

“En este momento, la provincia cuenta con 102 donantes de plasma, que lo hacen todas las semanas”, indicó Gollan al solicitar que más donantes se acerquen al programa, cuyo objetivo es duplicar la capacidad de producción. “Nos permitiría que no entren a terapia de 120 a 140 pacientes por semana”, sostuvo el ministro.

En materia de prevención, Gollan destacó que hay un promedio diario de 5500 test de PCR y esperan poder ampliarlos con los testeos de producción nacional, para llegar a los 8 mil testeos por día.

“También había que cuidar al personal esencial de la salud, si ellos se enferman el impacto es muy grave para la atención”, advirtió el ministro y recordó cómo en el inicio de la pandemia no se conseguía “ni el 25 %” de los insumos para el personal esencial, pero hasta el momento, se logró adquirir 5 millones de barbijos N95, 23 millones de guantes, 1 millón de máscaras. “En este momento tenemos en stock lo suficiente para proteger a los trabajadores de la salud hasta noviembre”. 



Fuente link: